Filosofia editorial
PDF E-mail
Creíamos, y aun creemos, que los escaladores no sólo vamos a trepar sino que tenemos una manera diferente de ver; un contacto con lo natural, con la esencia del ser humano y el lugar que éste ocupa en relación a la naturaleza, diferente a quienes no practican este deporte
 
En KÓOCH escaladores anónimos y célebres aportan su manera de sentir la montaña. Desde paredes alpinas, a rutas deportivas, de un ocho mil a apretar un boulder o a gozar con el vértigo del freeride en una ladera virgen. Hombres y mujeres, jóvenes y viejos, todos encontraron su lugar. La importancia está en el viaje, en el relato, en el descubrimiento personal y en la recompensa posterior, más que en el grado o el título rutilante. Reflejar lo que ocurre en las montañas y qué le pasa a la gente que va hacia ellas, era  –y es– la premisa.
 
Desde KÓOCH proponemos y ofrecemos la universalización del acceso (libre y gratuito) a medios de comunicación. Sostenemos que la cultura se constituye por pensamientos, creaciones, acciones y construcciones individuales y colectivas y para tales, la comunicación asume un rol social protagónico como herramienta trasmisora, de integración, de libertad, fundamental para el desarrollo del pensamiento y la conciencia. Así, la comunicación se entiende como una necesidad y derecho de todos los miembros de la sociedad.
 
Mantener un medio que no tiene costo para el lector, pero que a la vez sea sustentable y que no resigne calidad y que número a número intente mejorarse. Es algo casi tan difícil como hacer malabarismo con cinco piquetas.
 
Por eso agradecemos muy especialmente a todos aquellos que colaboran escribiendo o aportando fotos, publicitando, distribuyendola en sus locales o la pasándola de mano en mano.  Ahí está el espíritu de la cultura de montaña: en quienes la crean, la fomentan y la divulgan. Ahí está, también, el espíritu de KOOCH.
 
logo kooch 2008 copia